El proyecto de ley de reforma electoral que aprobó la Cámara de Diputados podría llegar al Senado recién la semana que viene, según anticiparon fuentes parlamentarias.

Por ello, la iniciativa que introduce el sistema de boleta electrónica e instaura la paridad de género comenzará a ser debatida a principios de noviembre, por lo que el pleno parlamentario debería tratarla a mediados de mes.

Así lo indicaron fuentes del Frente para la Victoria y de la Comisión de Asuntos Constitucionales, a donde será girado el proyecto.

Sin embargo, el cronograma del oficialismo pretende que el expediente obtenga dictamen la semana que viene y sea debatido en la sesión del 9 de noviembre.

La iniciativa propone reemplazar la boleta partidaria de papel por un sistema de boleta electrónica similar a los que funcionan en la ciudad de Buenos Aires y en Salta.

Tanto en las PASO como en las elecciones generales, las listas deberán estar integradas, de manera intercalada, por igual cantidad de hombres y mujeres.

Por Télam