Patagones tiene un pedazo de la historia familiar del nieto recuperado

image_content_7659107_20161004221528
“Pasé de ser hijo único a ser el hermano mayor”, contó sin poder disimular su alegría Ramiro Nicolás Menna Lanzillotto, o Ramiro Gaggiotti Lanzillotto, como se lo conoció en su niñez en Patagones y Viedma, donde se crió tras la masacre que diezmó a su familia a manos de la dictadura cívico militar.

Ramiro tiene algunos datos más de su hermano. Sabe que es médico, que vive en Buenos Aires y que se hizo los análisis convencido de que le darían negativo.

DeViedma contactó al primogénito de Domingo Menna y Ana María Lanzillotto, en Buenos Aires. Había arribado a Capital Federal durante la mañana desde Chepes, al sur de La Rioja, donde vive desde hace varios años, tras haber crecido con sus tíos en Carmen de Patagones.

En la Comarca la noticia de la recuperación de la identidad del hermano de Ramiro impactó fuertemente. Es que la familia de Oscar Gaggiotti y Quela Lanzillotto (hermana de Ana María) es muy querida y conocida en el lugar y Ramiro dejó gratos recuerdos de su infancia y su adolescencia en la zona.

En la adultez se hizo sacerdote y misionó en Etiopía. En África dejó los hábitos y se casó con una mujer de allí, con la que regresó al país. Se radicaron en el norte y tienen cuatro hijos, pero mantiene fuertes vínculos con sus tíos y primos con los que se crió y con los amigos que cosechó de chico.

“Me llamaron desde Abuelas y ahí estaba mi tía Nena que emocionada me dijo: Ramiro, encontramos a tu hermano”, relató el hombre de 42 años que espera ansioso poder abrazar al nuevo integrante de su familia.

Cuarenta años de búsqueda. Desde aquel 19 de julio del 76 cuando secuestraron a “El Gringo” y a Ana María. Ella estaba embarazada de 8 meses y su único hijo de dos años estaba en ese momento en una guardería. Lo que ocurrió en esas semanas tras el secuestro y desaparición de sus padres no está muy claro para Ramiro.

Sabe que a través de un tío suyo que era abogado pudieron rescatarlo y su tía Quela con su marido Oscar lo adoptaron y lo trasladaron a Patagones. “Siempre sentí a todos mis tíos como si fueran mis padres y a mis primos como hermanos. A mi hermano, una vez que procese todo esto, seguramente le pasará lo mismo”, dice esperanzado.

Patagones tiene un pedazo de la historia familiar del nieto recuperado

Una familia diezmada por la dictadura

Domingo Menna era un dirigente del ERP, protagonista de la histórica fuga de la cárcel de Rawson en agosto de 1972. Fue secuestrado y asesinado junto a su esposa en julio de 1976. La hermana de Ana María y su marido corrieron la misma suerte un mes después,

Raquel, una hermana de “El Gringo” Menna también fue víctima de la dictadura, y la tía de Ramiro Alba Rosa “Nena” Lanzillotto debió exiliarse para no caer a manos del terrorismo de Estado.

Tanto sufrimiento tuvo su capítulo feliz. La recuperación del hermano perdido, que ahora deberá procesar la nueva situación que se desencadenó en este último tiempo.

Por Diario Río Negro