La mordió una víbora cascabel, fue al hospital pero los sueros estaban vencidos

cascabel.jpg

Una adolescente de 16 años fue mordida por una serpiente de cascabel en la localidad riojana de Chepes, pero al ser llevada de urgencia al hospital local se determinó que el suero antiofídico estaba vencido desde 2012.

Cuando la chica ya presentaba signos de la gravedad de la intoxicación, personal del Hospital Luis Pasteur de Chepes fue de urgencia a buscar el antídoto al Hospital René Favaloro de la vecina localidad de Desiderio Tello, a 45 kilómetros.

Gladis Jofré, madre de la joven atacada por la serpiente, Abril Quintero, de 16 años, dijo a diario El Cronista de Chepes que cuando llegaron con su hija al Pasteur de esa ciudad, 260 kilómetros al sur de la capital provincial, “todos los sueros antiofídicos estaban vencidos desde el año 2012”.

La joven Abril fue mordida el sábado último por una serpiente de cascabel en la pierna derecha, mientras caminaba por las calles del barrio Kolping de Chepes. La madre relató que llegaron al hospital del lugar con la chica “descompensada, con vómitos y expulsaba un líquido blanco”.

“Yo estaba desesperada, pensaba lo peor”, dijo mientras que en el centro de salud le mostraron cajas completas de sueros vencidos desde hace cuatro años.

Después de dos horas “trajeron dos sueros del hospital René Favaloro” de la localidad vecina de Desiderio Tello con el que la inocularon y de inmediato la derivaron a la ciudad de La Rioja “debido al estado de salud que presentaba”, agregó.

Jofré advirtió que lo ocurrido “realmente es grave” porque el suero que faltaba en el nosocomio local es “algo que puede salvar la vida a una persona”. La adolescente se recuperaba hoy en el Hospital Vera Barros de la capital provincial.

Por Agencia DyN