El gobernador de La Rioja había anticipado que el receso de los empleados públicos de esta provincia sería como todos los años, con el fin de preservar la unión e integración familiar, y para aportar al ahorro energético.
Los trabajadores cumplirán sus tareas hasta el 16 de diciembre.

Ayer confirmó que los trabajadores saldrán desde este 16 de diciembre y volverán a retomar sus actividades el 6 de febrero. Con lo cual tendrán un total de 49 días de vacaciones si se cuenta desde el día lunes 19 de diciembre cuando comience a regir la medida por decreto.

Se prevé no obstante como todo los años guardias mínimas en los ministerios y prestación de los servicios esenciales con horarios reducidos.  

Por Diario de Cuyo