Saltar al contenido.

La Rioja recibió casi cuatro veces más que Catamarca por transferencias discrecionales de Nación

Un informe de la Fundación Mediterránea, a través del Instituto de Estudios sobre la Realidad Argentina y Latinoamericana (IERAL), sobre las Transferencias Automáticas por provincia (incluyendo el Fondo Federal Solidario FFS) ubica a Catamarca en sexto lugar de la tabla con un incremento del 28,10% en comparación con 2015.

El estudio, que fue presentado el pasado viernes, analiza las variables económicas de 2016 en relación con los tributos nacionales y su distribución entre Nación y Provincias, ya sea por cambios en tributos que se comparten con provincias (Ganancias, Derechos de Exportación e IVA), como por el arreglo alcanzado para la devolución gradual a los estados provinciales de la detracción del 15% a la coparticipación que desde 1992 va a la ANSES.

La caída en participación de las provincias se observa aún si se incluyen las transferencias discrecionales en el análisis, las que subieron fuertemente en la última década. Así, se habría pasado de una participación provincial del 34,3% de los recursos tributarios nacionales en 1995 a un 29,7% en 2015, cuando se incluye el impuesto inflacionario entre los tributos nacionales.

Discrecional
Desde el 2003 aumentó la importancia de las “transferencias discrecionales” a provincias (transferencias corrientes y de capital, excluyendo las del FFS), las cuales fueron distribuidas con “acentuados rasgos de arbitrariedad”, consigna el informe. Por caso, en el período 2003 – 2014, a valores constantes del último año, la provincia de Santa Cruz recibió $124.669 por habitante en concepto de transferencias discrecionales, mientras en el otro extremo San Luis recibió $9.440.
La provincia de Catamarca se ubica en el décimo tercer lugar de la tabla por los fondos discrecionales remitidos por Nación con $19.675 per cápita.

Un ejemplo que bien podría clarificar el sistema de premios y castigos instaurado por el kirchnerismo en sus 12 años de Gobierno se explicita con los $78.285 por habitante que recibió La Rioja (segunda en la tabla) contra los pocos más de $19 mil obtenidos por Catamarca. El dato es significativo a partir de que Catamarca cuenta con mayor cantidad de habitantes que la vecina provincia, y que por su geografía y extensión, cuentan con similares características. A su vez, provincias con altas tasas de pobreza, como Salta y Corrientes, recibieron entre 12 y 13 mil pesos por habitante en el mismo período.

Cambios que afectan la coparticipación

La suba del mínimo no imponible en el impuesto a las Ganancias, la quita del IVA en la canasta alimentaria para jubilados que cobran la mínima y beneficiarios de programas sociales y la disminución en la alícuota de los Derechos de Exportación, en todos los casos afectan negativamente las transferencias automáticas a provincias. En el caso de los Derechos de Exportación, a través del FFS. La recaudación de impuestos fue afectada negativamente por la recesión que siguió a la secuencia de devaluación del peso –suba de la inflación a corto plazo– caída del salario real y disminución del consumo y del PIB, pero también resultó golpeada por los cambios aprobados en las normas impositivas. Concretamente, el mayor efecto se observa en el impuesto a las Ganancias, que perdió 1 punto del PIB de recaudación en 2016, y en los Derechos de Exportación, cuya merma resulta de 0,4% del PIB. Todavía no se percibe claramente el efecto de bajar el IVA a los alimentos consumidos por familias en situación de pobreza y de jubilados que cobran la mínima.

Por El Ancasti 

A %d blogueros les gusta esto: