Zulema Yoma se refirió a la decisión del juez Villafuerte Ruzo de exhumar los restos de Carlitos Menem cuya muerte ocurrió hace 22 años. La ex primera dama atribuye a intereses políticos el desvío de la causa.

El juez Carlos Villafuerte Ruzo dispuso que los estudios sobre el cuerpo de Carlos Menem junior los hagan, en conjunto, el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) y el Cuerpo Médico Forense (CMF).

Zulema Yoma comentó que estará presente junto a su hija Zulemita el 31 de mayo cuando se realice la exhumación. “Lo tomo con mucha fuerza. Dios quiera que pueda estar presente y aclarar todos los puntos negros que se encontraron en la autopsia”, dijo.

“Es una situación tan cruel que hace 22 años estoy sufriendo y esa incógnita de saber porque dejaron el cráneo de mi hijo en la morgue judicial y me entregaron el cadáver mutilado, vamos a ver que pasa y el estado horrible que estuvo no así Oltra que fue su compañero de viaje. Todo eso nos llevó a pensar que algo raro sucedió en el tema exhumación”, destacó.

Ademas en el programa En el aire pidió la resolución del caso: “ruego a Dios que todos sean los restos de mi hijo para poderle darle exhumación y enterrarlo y que descanse en paz.

Confío mucho en el Cuerpo Antropológico Argentino, ojalá me den respuestas y darle sepultura como corresponde”.

Comentó que ella creía en un primer momento que a Carlitos le pegaron un tiro en la nuca pero que Carlos Menem le dijo que fue en la frente, “pienso seguir y lo importante son las pericias de Gendarmería, los dichos de Menem que es muy grave que lo tome así livianamente el juez y se base solamente con una exhumación que es una situación aparte y la causa en sí que es lo importante para verificar el atentado que hay que continuar”.

Por otra parte destacó que en este momento se encuentra sin abogado, porque el doctor Juan Labaqué no le aceptó la continuación porque “yo no recibo presiones 15 días antes de la exhumación de los restos de un hijo, sean políticas para obstaculizar la causa o económicas. Los grandes poderes ocultos que están dando vueltas no porque sí esta causa lleva 22 años sin una solución porque se están manoseando tanto los pro y contras de intereses cruzados”.

Tambien relató que cuando le desvían la causa, por cuestiones que ella jamas quiso que la causa se politice, “cuando se desvía de los intereses de una madre, ya no no es conveniente mi forma de ser y mi conducta que tengo. La política me sacó un hijo y no voy a permitir que muerto me lo sigan usando políticamente”.

En cuanto a la incursión en la política de su hija Zulemita, opinó que “como mamá no aceptaría de ninguna manera, pero ella es mayor, sabe lo que hace, es una cuestión de padre e hija, allá ella, la prefiero lejos de la política, pero cuando son mayores y responsables deben saber los riesgos que se corre”.