El Gobierno creó el Consejo Federal de la Energía, un órgano

consultivo sobre temas referidos al desarrollo energético de la Argentina. Así lo indica el decreto 854/2017, publicado en el Boletín Oficial de este miércoles con la firma del presidente Mauricio Macri y el ministro de Energía y Minería Juan José Aranguren.

El Consejo estará integrado por un representante de cada una de las provincias que en abril pasado suscribieron el Acuerdo Federal Energético, la Ciudad de Buenos Aires y los presidentes y vicepresidentes de las Comisiones de Energía de ambas cámaras del Congreso.

Ese plan contemplaba la creación del Consejo Federal y fijaba entre sus funciones la de “considerar la planificación y desarrollo del sector energético a mediano y largo plazo” y “aconsejar sobre las modificaciones que requiera la legislación en materia de energía”.

El Consejo se reunirá en Asamblea como mínimo dos veces por año para debatir temas propuestos en la Asamblea anterior o por cualquiera de sus miembros, que ejercerán las funciones “ad-honorem”.

Además, deberá “actuar como consejo asesor del PEN y de las

provincias que lo requieran en todo lo concerniente al sector energético,

incluyendo el desarrollo de programas específicos para impulsar energías

alternativas y la eficiencia energética, armonización tarifaría, proyectos de inversión de interés nacional o de alguna provincia, entre otros”.

Aclara el Acuerdo que las opiniones o recomendaciones del Consejo serán en todos los casos de carácter consultivo y no vinculante para las partes.

El Plan fue firmado por el gobierno nacional, la Ciudad de Buenos Aires y las provincias de Buenos Aires, Catamarca, Chaco, Chubut, Córdoba, Corrientes, Entre Ríos, Formosa, Jujuy, La Rioja, Mendoza, Neuquén, Río Negro, Salta, San Juan, Santa Cruz, Santa Fe, Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur y Misiones.