Desestiman recurso de abogados acusados por YPF de cobrar $4.500.000 de honorarios

Publicado por

La Corte Suprema de Justicia desestimó un recurso de queja en la causa que los abogados Daniel Viñas y Pablo Vexenat están acusados por los delitos de “Defraudación por Administración Fraudulenta”, luego de que la entonces firma Repsol YPF S.A., los denunciara por cobrar ilegalmente más $4.500.000 en concepto de honorarios.

 

 

Screenshot-2018-3-8 Y P F S A s CASACIÓN (AUTOS VEXENAT ALIAGA PABLO G Y OTRO S CUESTION DE COMPETENCIA POR INHIBITORIA)

 

La causa se inició en 2008 por una denuncia de YPF que especifica que tanto Daniel Viñas como Pablo Vexenat, “han indebidamente percibido sumas de dinero de propiedad de YPF”.

El juez de Instrucción Daniel Barría sobreseyó a los dos abogados y el Ministerio Público Fiscal apeló el fallo.

Screenshot-2018-3-8 Y P F S A s CASACIÓN (AUTOS VEXENAT ALIAGA PABLO G Y OTRO S CUESTION DE COMPETENCIA POR INHIBITORIA)(1)

El Ministerio Público Fiscal y la empresa YPF S.A., interpusieron un Recurso de Apelación en contra de la decisión del juez, quien consideró que los abogados actuaron de manera legal al cobrar sus honorarios a la firma a quien representaban (Repsol YPF S.A.), sin considerar que Viñas y Vexenat habían pactado sus honorarios profesionales con YPF, cobrándolos íntegramente; estableciendo a su vez que sólo podían reclamar el pago de honorarios que les correspondía pagar a la parte contraria (que había perdido), en este caso la empresa de combustibles Lubricenter S.R.L.

Repsol YPF S.A. denunció en los Tribunales locales un supuesto cobro fraudulento y compulsivo por parte de abogados, que ostentando de su posición de apoderados legales de YPF, echaron mano sobre los fondos de la empresa petrolera y se “auto solventaron” más de cuatro millones y medio de pesos, pese a que YPF S.A. había sido la empresa vencedora en un juicio contra la firma Lubricenter S.R.L; no obstante el juez Barría sobreseyó a los imputados considerando que percibieron sus honorarios de manera legal.

Es por ello que el Ministerio Fiscal discrepó con la conclusión del juez, al entender que los imputados ostentaron de su posición legal de poder, por la que se los había facultado, “violando sus deberes y quebrantando la obligación de salvaguardar los intereses patrimoniales de éste (YPF)”, ya que la acción a la que estaban obligados era recuperar su dinero, es decir, tenían el deber de proceder con lealtad para evitar situaciones desfavorables al patrimonio de YPF.

En este sentido los fiscales interpusieron un Recurso de Apelación en contra del auto dictado por el juez, que dispuso dictar auto de Sobreseimiento en favor de Pablo Gabriel Vexenat y Jorge Daniel Viñas, con relación a los delitos de “Defraudación por Administración Fraudulenta”.

Screenshot-2018-3-8 analisisDocumental html