El corazón del gobierno bederista, hoy trabaja para Macri

Publicado por

Fueron quienes refrendaron todos los decretos en la administración de Beder Herrera. Cambiemos se asoció con los ex peronistas bederistas. La oposición ya no habla de la corrupción local


 

Alberto Paredes Urquiza, actual intendente de la capital riojana, fue el secretario general de la Gobernación de Luis Beder Herrera. Manejó miles de millones de pesos y firmó todos los decretos. Pasó por todos los cargos, ya sea con Beder Herrera y también con el ex gobernador Ángel Maza.

Felipe Álvarez, ex viceintendente y diputado provincial no asumido por la capital, fue ministro de Gobierno y tuvo a cargo áreas claves, como la Policía en la administración de Beder Herrera. Firmó casi todas las iniciativas del anterior gobierno.

José Martínez, actual secretario de Hacienda del municipio capitalino, fue el “administrador” de la secretaría general de la Gobernación de Beder Herrera. Fue el segundo de Paredes Urquiza. Siempre el peronismo se quejó por los millones que pasaban por la ala norte de la Casa de Gobierno.

Néstor Bosetti, actual vicegobernador, fue el ministro de Infraestructura de Beder Herrera. Todas las obras públicas y las ONG´s estaban en su conocimiento. Tuvo una carrera política casi sin obstáculos en el bederismo.

Teresita Luna, fue vicegobernadora y el bederismo la hizo senadora nacional. En el primer año de gestión de Beder Herrera estuvo muy cerca y luego lejos del gobierno. Muchos preguntarán qué hacen hoy “Los Luna”: manejan el plan Argentina Trabaja.

 

 

Paredes Urquiza, Álvarez, Martínez, Bosetti y Luna coquetean con Cambiemos y especialmente con el senador nacional Julio Martínez.

 

dk-mhtowkaag45d

Todos ellos fueron el corazón (la lapicera) del gobierno de Beder Herrera y que hoy se transformaron en antibederistas. Eso lo vio Martínez y se asoció, pero sin el acompañamiento de un sector importante de Cambiemos.

La desesperación macrista de armar una estructura provocó un sismo entre sus verdaderos socios, que su principal discurso era hablar de la corrupción del Gobierno de La Rioja. Hoy ya no hablan, sólo algunos párrafos sobre Beder Herrera cuando la Legislatura no le permitió asumir a Álvarez.

SAPEM, ONG´s, recursos, entre otros temas que instaló Cambiemos casi pasaron al olvido. Directa o indirectamente los ex bederistas tienen conocimiento.