Una larga agonía que la Nación busca coparticipar a las provincias

Publicado por

Las caras de Cambiemos se hacen los distraídos. El peronismo riojano juega a sus propias internas. Salvo Rogelio de Leonardi, los demás gremialistas están en silencio. El pacto con el Fondo Monetario Internacional será un antes y un después en esta parte de la democracia contemporánea.

El gobernador Sergio Casas deletró en Sanagasta que “la situación de país está muy difícil”. En ese contexto, afirmó: “Yo quiero, más allá de no compartir ideológicamente y de no haber acompañado cuando fueran las elecciones, que al presidente Macri le vaya bien. Pero también quiero decirles que también quiero, no porque sea Sergio Casas, sino porque represento al pueblo de La Rioja, que me vaya bien porque le va a ir bien a todos y cada uno de los riojanos”.

Luego, parafraseó al General Perón que decía “ha llegado la hora de empezar a poner sobre lo oscuro claro” y agregó: “No es tiempo de tibios, ni de traidores al pueblo y a la Patria”. “Únanse los unos a los otros, ámense, decía el General Juan Domingo Perón”, extendió.

Dando continuidad a su mensaje, Casas dijo que el Fondo Monetario Internacional tuvo que “acudir al salvataje de nuestra Nación”. De inmediato, manifestó: “Señor presidente unámonos los argentinos, recobremos fuerzas los unos a los otros. Los intereses extranjeros velan por sus propios intereses y San Martín nos legó una Patria libre, justa y soberana. No cometamos los mismos errores. Aprendamos la historia de nuestra Patria”.

El acuerdo con el FMI deja a la buena de Dios la suerte de las provincias, ya que el gobierno nacional intenta coparticipar la crisis financiera del país. Al bajar el gasto público, pone en riesgo la planta estatal, que en La Rioja supera los 70 mil sueldos.

Antes de la crisis, Macri intentó avanzar en las provincias para que se despidan empleados públicos y puso el ojo sobre las jubilaciones provinciales, que fueron transferidas a la Nación.

Para el macrismo es una larga agonía, ya que el ingreso de fondos le dará oxígeno para sobrevivir, pero el costo puede ser altísimo para cada uno de los argentinos.