Rejal, el otro constructor en el gobierno

Publicado por

Cuando surgió la Liga de Intendentes de los Llanos más Uno (por Felipe Varela) casi todos pensaron que era la pata en los departamentos de Alberto Paredes Urquiza como candidato a gobernador.

Luego se fue clarificando cómo se construyó el acuerdo entre los jefes comunales del sur provincial, que incorporaron al representante de Villa Unión.

Fernando Rejal es el encargado del Ministerio de Producción que llegó al gobierno desde Chilecito. Fue jefe comunal de la Perla del Oeste y cuando se enteró del interés del armado de un bloque de intendentes se acercó a ellos y se comprometió a ser un puente con el gobernador Sergio Casas.

Rejal estuvo sentado en la misma mesa que los jefes comunales a la hora de la conformación de la liga, que permitió disipar cualquier duda en torno al pronunciamiento llanista.

Los intendentes además aprovecharon ganarse el corazón de Casas por la lógica de la identificación de los diputados con el bederismo, a pesar que hubo un acuerdo entre el mandamás de la Casa de Gobierno y el presidente del Justicialismo riojano.

El chileciteño es uno de los que se sienta en la mesa chica del casismo (otro constructor) que armó el revuelo político del distanciamiento con Luis Beder Herrera, mientras que la Liga de Intendentes del Norte con Florencia López a la cabeza impulsan a Casas para otro mandato, a través de la interpretación de la Constitución provincial.